La mujer asesinada en Castelar murió de un único disparo por la espalda

María Lucrecia Arias de 50 años fue abordado por delincuentes para sustraerle su vehículo. En la desesperación se le trabó el cinturón de seguridad y los delincuentes la ejecutaron de un disparo. Ahora se determinó como fue el tiro fatal.

Policiales 29/01/2024
Nota 1

La mujer de 50 años asesinada por delincuentes que le dispararon cuando aparentemente se le trabó el cinturón de seguridad del auto que quisieron robarle mientras llegaba con su hija a la puerta de su casa de la localidad bonaerense de Castelar, murió como consecuencia de un balazo en la espalda, según confirmó la autopsia, informaron fuentes judiciales.

En tanto, los investigadores realizaban diversas medidas tendientes a identificar a los homicidas, quienes esta noche permanecían prófugos.

Voceros judiciales informaron que si bien trascendió que María Lucrecia Arias (50) había recibido un tiro en la cabeza, el informe preliminar de autopsia que recibió el fiscal Matías Rappazzo, de la Unidad Funcional de Instrucción (UFI) 5 del Departamento Judicial de Morón, indica que la víctima falleció como consecuencia de un único disparo de arma de fuego, con orificio de entrada en la escápula y salida en el pecho.

El fiscal Rappazzo aguardaba el resultado del levantamiento de rastros del automóvil Peugeot 2008 negro presuntamente utilizado por los asaltantes y que fue hallado horas después en la zona del barrio Ejército de los Andes, conocido como "Fuerte Apache", de Ciudadela.

El crimen fue cometido el jueves pasado, alrededor de las 23, en la calle San Nicolás 2070, a metros del cruce con Salcedo, de Castelar norte, en la zona oeste del conurbano.

Arias regresaba a bordo de su Volkswagen Suran de buscar a su hija en una reunión de amigas, cuando fue interceptada por cuatro delincuentes que la abordaron para robarle el auto en la puerta de su domicilio.

La principal hipótesis que maneja Rappazzo es que a Arias aparentemente se le trabó el cinturón de seguridad y no pudo bajarse de inmediato del auto cuando los delincuentes la amenazaron con fines de robo, motivo por el cual le efectuaron un disparo en la espalda.

La hija de la víctima, por su parte, logró descender del rodado y escapar mientras pedía ayuda a los gritos a los vecinos, por lo que no fue alcanzada por ningún proyectil.

Los asaltantes escaparon sin concretar el robo, mientras que los habitantes de la zona que escucharon el disparo llamaron a la Policía de la comisaría de Castelar norte, que instantes después llegó al lugar.

Las fuentes judiciales dijeron que de la escena y del auto de la víctima los peritos levantaron huellas y rastros, al tiempo que secuestraron imágenes de cámaras de seguridad de la zona, que serán analizadas para poder avanzar en la identificación de los criminales.

Además, en base a la prueba recolectada, los investigadores determinaron que a la mujer la mataron de un tiro efectuado con una pistola calibre 9 milímetros.

 

Te puede interesar
Lo más visto