El Gobierno bonaerense destrabó el conflicto en venta de medicamentos

Con obras sociales y prepagas

Actualidad 10/11/2023
nota 1

El Gobierno bonaerense anunció que se resolvió el conflicto de las farmacias de la provincia de Buenos Aires, que habían comenzado a limitar la venta de medicamentos con descuentos a los afiliados de obras sociales y prepagas por retrasos en los pagos.

 

"Se realizará el esfuerzo para adelantar pagos y regularizar la atención en farmacias bonaerenses inclusive para afiliados de otras obras sociales y prepagas, haciéndose cargo del problema generado por los laboratorios y droguerías", posteó en las últimas horas el ministro de Salud bonaerense, Nicolás Kreplak, en X (antes Twitter).

Sostuvo que "este adelanto, que destraba la situación, representa $ 800 millones para que las y los vecinos puedan seguir accediendo a los medicamentos sin interrumpir tratamientos, al costo que les corresponde según su cobertura y sin realizar gasto de bolsillo extra".

Kreplak también señaló a AM 750 que este pago del Instituto Obra Médico Asistencial (IOMA) permite “resolver un problema que se había generado debido a que las farmacias pagan prácticamente al contado a las droguerías y laboratorios los medicamentos que les entregan y las obras sociales lo hacen con un delay (retraso) de 30 a 45 días”.

“Luego de la devaluación de agosto, los laboratorios hicieron un aumento muy significativo de los valores y eso generó que lo que cobran las farmacias sea menos de lo que terminan pagando”, explicó el funcionario.

Tras estas dificultades, “la provincia de Buenos Aires decidió adelantar un pago a través del IOMA para que puedan tener el dinero y seguir con la cadena de funcionamiento, sin afectar la atención de los ciudadanos”.

Por último, el ministro provincial le pidió a la industria farmacéutica “que sea responsable con este tipo de aumentos” y lo haga “con una lógica de crédito y de flexibilidad en las condiciones”.

"Esta problemática se generó debido a que las droguerías cambiaron sorpresivamente las exigencias contractuales de pago a las farmacias, acortando los tiempos de abono de la facturación y que los laboratorios aumentaron los precios por encima de la inflación", explicó Kreplak.

En este punto, planteó que no se puede seguir permitiendo que "laboratorios y droguerías, que son los que más recursos tienen, sigan perjudicando a farmacias y afiliados".

"Debemos poder regular el acceso a los medicamentos para que nuestro pueblo tenga más y mejor salud", subrayó el ministro bonaerense.

El Colegio de Farmacéuticos de la provincia de Buenos Aires y la Confederación de Farmacias Bonaerenses (Cafabo) habían argumentado que la inflación y la volatilidad de precios complicaban sus ventas con descuento porque recibían los pagos de las obras sociales entre 60 y 90 días más tarde, y, en consecuencia, las farmacias que se habían adherido a la medida solo vendían medicamentos en forma particular.

Homero Giles, titular de la obra social de los empleados estatales bonaerense, IOMA, afirmó en redes sociales: "Solucionamos el conflicto con las farmacias".

"El problema lo generó el mercado, los vanidosos y egoístas que siempre quieren ganar más, aunque pongan en riesgo a las farmacias", aseveró, al tiempo que planteó que no se puede permitir que "las propuestas de libre mercado gobiernen el país" porque "la salud es un derecho".

Te puede interesar
Lo más visto
FOTO 2

¿Qué hay detrás del acuerdo entre los evangelistas y el gobierno de Milei?

Política 15/05/2024

El convenio firmado entre la ministra de Capital Humano Pettovello y los templos evangélicos por 177 millones de pesos para asistencia alimentaria fue un reconocimiento a las redes territoriales que estos últimos han construido a lo largo de décadas. Ante el riesgo de ser considerados libertarios, aprovechan la oportunidad para exigir derechos que les han sido negados por el Estado.